Saturday, March 16, 2019

El último varón ibérico

El robusto labrador subía afanoso la cuesta que le llevaría a reunirse con los suyos al final de una dura jornada en las frias y brumosas tierras del norte de Iberia.

De sus remotos antepasados cazadores-recolectores, que en la época en que los hielos cubrían Europa habían sido los señores de aquellos vastos territorios, había heredado los ojos azules y el cabello oscuro. De los que vinieros después, de los hombres del sur que sabían cómo sembrar las semillas y hacer parir la tierra, había heredado la tez clara.

Pero su mundo, el mundo ancestral en el que había nacido y vivido se acercaba a su fin. Reunido en torno al fuego con su mujer, sus hijos y el resto del clan, escuchaba las noticias que se contaban sobre los "hombres de los caballos", que en sus carros con ruedas habían entrado en Iberia tras superar el formidable obstáculo de las lejanas montañas del este.

CONTINUARÁ

No comments:

Post a Comment